Voleibol: clásico en los deportes populares

Siempre se dice que debes ser alto para jugar al voleibol con éxito. Esta opinión generalizada, sin embargo, es una idea errónea. Aunque hay ventajas en atacar y bloquear, no es demasiado pequeño, pero también las personas de menos de 1, 80 metros pueden convertirse en excelentes jugadores de voleibol. El voleibol es un deporte de equipo. Su historia es joven. Solo a finales del siglo XIX se desarrolló el voleibol como alternativa al baloncesto popular en los Estados Unidos.

Reglas y tácticas

En este deporte, dos equipos de seis personas juegan uno contra el otro. Las reglas son bastante simples. El campo de juego está separado por una red alta de 2, 43 metros (hombres) o 2, 24 metros (damas). Dentro del campo de juego, el objetivo de acuerdo con las reglas es aceptar el balón del equipo contrario. La pelota adoptada se juega luego al jugador principal y luego la volea se estrella contra el campo contrario con un ataque, para que el otro equipo no pueda aceptarlo. Si esto tiene éxito, hay un punto y el próximo servicio para el equipo atacante. Si un equipo ha retomado el saque en voleibol, este equipo gira en sus posiciones. Teóricamente, en el voleibol, cada jugador debe poder jugar cualquier posición.

Sin embargo, en los equipos de aficionados y profesionales, el cambio de posición se produce inmediatamente después del servicio, cuando la pelota está en la mitad del oponente. Los patrocinadores están de vuelta en la red después de este cambio y los atacantes en ataque. Esta táctica tiene la ventaja de que cada jugador puede especializarse en una posición. Por ejemplo, los jugadores más grandes usualmente tienen las posiciones de ataque, mientras que los jugadores más pequeños, pero técnicamente más limpios, juegan con la pelota para atacar. Este enfoque no solo hace que el voleibol sea un deporte en el que debe ser rápido y estar en forma, sino que requiere consideraciones estratégicas. Los movimientos en el campo opuesto y, por ejemplo, sus sustituciones siempre deben ser considerados.

Voleibol: la buena forma física está en demanda

El voleibol es popular no solo entre los jugadores sino también entre los espectadores, ya que los movimientos se ven muy elegantes según el nivel de juego y se combinan con cierta facilidad. Sin embargo, lo que parece tan fácil a menudo es el resultado de años de entrenamiento y técnica perfecta que es importante en el voleibol. Cuando se juega voleibol a nivel profesional, muchos músculos del cuerpo humano se estresan. Dependiendo del peso corporal y el sexo, el consumo de calorías es de entre 200 y 300 calorías por hora. Comparado con otros deportes, esto es relativamente poco. Agregue el entrenamiento de fuerza y ​​sprint requerido, obtendrá aproximadamente el doble del conteo de calorías. Especialmente el entrenamiento de fuerza en el área del brazo y el hombro es de gran importancia para el voleibol deportivo, ya que las pelotas voladoras rápidas tienen que ser frenadas y rechazadas. Los músculos saltantes no deben ser descuidados. Decidir tantos saltos en la red sobre puntos posiblemente decisivos en un juego de voleibol. El voleibol también se trata de velocidad. Por lo tanto, se recomiendan ejercicios de inicio rápido y sprint. No descuidar, aunque no tan importante como en otros deportes con mayor Laufanteil, es el entrenamiento de resistencia. Sin embargo, es suficiente trotar durante 15 minutos antes de jugar o hacer ejercicio, para que el cuerpo pueda calentarse.

Compartir con amigos

Deja tu comentario