Para una digestión natural para sentirse bien

Nuestra digestión tiene un gran impacto en nuestro bienestar. El intestino juega un papel muy importante. Él está activo día y noche para procesar nuestros alimentos, proporcionar al cuerpo nutrientes importantes y proteger al organismo de los agentes patógenos. Por lo general, hace todo este trabajo de tal manera que ni siquiera lo notamos. La importancia central del intestino para nuestro bienestar, lo notamos solo cuando pierde el equilibrio y hace que el aparato digestivo sea desagradable para llamar la atención. Las causas de la aparición de tales quejas son muy diferentes, así como el impacto específico sobre los afectados. En cualquier caso, el bienestar y la calidad de vida se deterioran notablemente.

Fibra: ¡indispensable para una digestión saludable!

Una dieta balanceada con mucha fibra es la clave para una digestión controlada. Porque estos nutrientes indigeribles cumplen una función importante en el intestino. Su capacidad para unir agua hincha las fibras en el intestino, presiona la mucosa intestinal y desencadena la actividad digestiva. La fibra se encuentra principalmente en granos enteros. Pero también las frutas, verduras y legumbres se encuentran entre los proveedores más importantes.

Desafortunadamente, en el contexto de las dietas modernas, a menudo limitadas en el tiempo, estos alimentos son demasiado raros en la dieta. Si una dieta es baja en fibra, hará que nuestra digestión sea más difícil: el contenido del intestino perderá volumen y humedad. Una digestión irregular puede ser el resultado. Con el fin de crear las condiciones para una digestión regular, una dieta balanceada debe contener una cosa por encima de todo: ¡la fibra!

Estreñimiento y estreñimiento

El estreñimiento y el estreñimiento no son solo la indigestión más común, sino también la más desagradable. Los contenidos intestinales están tan endurecidos que tienen muy poco volumen y ya no estimulan las paredes intestinales lo suficiente para un movimiento adecuado. El resultado: la digestión se detiene y el vaciamiento del intestino es considerablemente más difícil.

Incluso con estreñimiento, una dieta desequilibrada y baja en fibra es la causa más común de los síntomas. Además, el estrés y el sobreesfuerzo en la vida cotidiana, la falta de ejercicio y la ingesta de líquidos demasiado baja pueden ser responsables de la aparición de los problemas. Si hay estreñimiento, una ingesta posterior de fibra no siempre conduce al éxito deseado.

Con el fin de resolver el estreñimiento a corto plazo, pero al mismo tiempo suave, la silla seca y seca se abastece mejor con líquido para volver a la digestión natural. Aquí se debe evitar que el cuerpo use el líquido antes de llegar al intestino grueso.

La flora intestinal: altamente efectiva - y altamente sensible

Una flora intestinal saludable es una garantía importante para la salud y el bienestar. Porque en la mucosa intestinal viven miles de millones de bacterias beneficiosas que tratan nuestros alimentos, producen nutrientes importantes y apoyan activamente el sistema inmunitario. Debido a ciertas influencias, tales. Como la diarrea, el estreñimiento o la ingesta de drogas, pero puede conducir a una mayor degradación de estas bacterias "buenas" en el intestino. El resultado: el sistema digestivo está sobrecargado, a menudo se siente aburrido y golpeado.

Dado que estos signos son bastante inespecíficos, muchas personas afectadas no los asocian con la flora intestinal. Por lo tanto, especialmente después de un estrés extraordinario en el sistema digestivo, uno debe prestar atención a las señales del cuerpo y tomar medidas oportunas para mantener la flora intestinal en equilibrio.

¿Qué más puedes hacer para una digestión saludable?

  1. Beba mucho: para asegurar una digestión sin problemas, debe beber al menos un litro y medio de líquido por día. El más adecuado es el agua mineral.
  2. Mastique despacio y a fondo: los alimentos bien picados en el estómago se pueden mezclar lo suficiente con los jugos gástricos, una preparación importante para facilitar la digestión en el intestino.
  3. Haga que sus intestinos se establezcan a un ritmo constante: El intestino a menudo puede ser "educado" de tal manera que se anuncia en un cierto momento del día, idealmente después del desayuno. Un gran vaso de agua con el estómago vacío estimula los intestinos y asegura que la papilla digestiva se transporta. Además, tome suficiente tiempo para un desayuno saludable y rico en fibra, y luego dese el descanso de media hora. Y no te preocupes, ¡porque el estrés de la mañana bloquea los intestinos!
  4. Muévase lo suficiente: no se olvide de la actividad física. El ejercicio es como un masaje para el intestino. Caminar, gimnasia, ciclismo y natación pueden mantener sus intestinos en forma.
  5. Ayuda de la farmacia: con varios productos de la farmacia puede equilibrar el estómago y los intestinos de una manera suave y efectiva. Pregúntele a su farmacéutico acerca de esto.
Compartir con amigos

Deja tu comentario